Printer-friendly version

Diez preguntas respuestas Libro de Abraham

Diez preguntas y respuestas sobre el Libro de Abraham

Por:
Traducido por:
 

El Libro de Abraham es parte de los libros canónicos o las Escrituras de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (Iglesia Mormona). Es también uno de los temas más controversiales en el mormonismo, responsable por el hecho de que muchos mormones fieles de toda la vida empiecen a dudar de su religión. Este artículo provee una introducción básica y actualizada sobre el tema. 

1.     ¿Qué es el Libro de Abraham?

En 1835, José Smith y la Iglesia SUD compraron unos antiguos momias y papiros de Egipto de un vendedor viajero. Hicieron la compra porque cuando José Smith los examinó la primera vez los identificó como teniendo las escrituras de los patriarcas de Génesis, Abraham y José. José Smith trabajó en su “traducción” de una porción del papiro en 1835 y siguió trabajando en ella en el 1842. Ese mismo año él publicó lo que había terminado presentándolo en tres artículos en la revista SUD Times and Seasons [Tiempos y Estaciones], con el título “El Libro de Abraham.” Contiene cinco capítulos y tres “facsímiles”, o reproducciones de ilustraciones de los papiros, junto con la “explicación” de José de lo que cada ilustración representaba. El Libro de Abraham más tarde llegó a ser parte de la escritura mormona que se llama La Perla de Gran Precio.

2.     ¿Qué contiene el Libro de Abraham? 

El Libro de Abraham empieza con una historia (no encontrada en la Biblia) sobre el Señor (Dios) rescatando a Abraham del sacerdote de Faraón cuando este trató de matar a Abraham en un altar en la tierra de Caldea (Abraham 1). José interpreta Facsímil 1 como una representación de Abraham en el altar. El próximo capítulo tiene material paralela y en gran manera similar en sus palabras a Génesis 11:28-12:13, aunque es dos veces más largo que el pasaje en Génesis. En la versión del Libro de Abraham, el Señor fue quien dio instrucción a Abraham para que este pidiera a Sara que escondiera el hecho de que estaban casados para evitar ser matado cuando estaban en Egipto (Abraham 2).  Así que el Libro de Abraham hace que este engaño tiene Dios como su autor. El próximo capítulo cuenta sobre una revelación que Abraham recibió antes de que fue a Egipto. Se trata de las estrellas, incluyendo una gran estrella llamada Kolob cerca de donde Dios reside, y sobre “inteligencias” o espíritus primordiales de seres humanos que existían antes de que la tierra fue organizada (Abraham 3). José interpretó a Facsímil 2 como una representación de la astronomía de Abraham y Facsímil 3 como una representación de Abraham sentándose en el trono de Faraón mientras que explicaba los principios de astronomía a Faraón. (El texto del Libro de Abraham no narra esta historia.) Los últimos dos capítulos tiene material paralela cercana a Génesis 1-2, pero hablan de “los Dioses” en vez de un Dios, y dicen que los Dioses “organizaron” a los cielos y la tierra (Abraham 4-5).   Todo esto es ajeno al Antiguo Testamento de la Biblia.

3.     ¿Qué pasó con los papiros?

Después de la muerte de José Smith los papiros fueron vendidos, repartidos en colecciones separadas, y se perdieron de la vista. La mayoría de los papiros probablemente fueron destruidos en el incendio de Chicago en 1871, pero algunos fragmentos fueron pasados por las manos de unos dueños privados y en 1947 fueron vendidos al Museo Metropolitano de Arte en Nueva York. En 1967 el museo dio los fragmentos del papiro a la Iglesia SUD.

 4.     ¿Qué está en los papiros?

Los fragmentos de los papiros contienen pasajes de dos textos paganos funerarios egipcios - Libro de las Respiraciones Hecho por Isis (una diosa egipcia) y capítulos del libro egipcio El Libro de los Muertos. El papiro que contiene el Libro de Las Respiraciones (llamado El Permiso de Respiración de Hôr, por el nombre de su dueño egipcio quien fue momificado con el papiro) incluye la viñeta que fue reproducida como Facsímil 1. Egiptólogos identifican a la viñeta como una escena común representando dos dioses egipcios—Anubis (el dios de la momificación) parado sobre el cuerpo de Osiris (el dios de la vida de ultratumba), revivificándolo mientras estaba acostado en un féretro funerario. Tales documentos estaban puestos con cuerpos momificados para representar el pasaje seguro de la persona difunta a la vida de ultratumba. Los papiros supuestamente son de la fecha del segundo siglo A.C., como dieciocho siglos después de Abraham.

Papiro José Smith I, el fragmento que contiene la viñeta representada como Facsímil 1. Nota el dibujo hecho en la parte de atrás en donde el fragmento había sido montado para llenar los elementos perdidos de la suposición que representaba un sacerdote intentando a sacrificar a Abraham.

5.     ¿Hay algo sobre Abraham en los Papiros?

No. Por el año 1968, eruditos mormones y no-mormones habían completado traducciones de los textos escritos de los papiros y no encontraron en ellos referencias a Abraham o a algo histórico relacionado con Abraham. La Iglesia SUD, sin embargo, no hizo ninguna declaración sobre el asunto, dejando a algunos mormones especular durante las próximas pocas décadas que los eruditos tal vez estaban equivocados o que los papiros tal vez contenían el Libro de Abraham en forma cifrada o con significados escondidos en el texto.

Finalmente, el 9 de julio, 2014, la Iglesia SUD publicó un artículo en su sitio web oficial, LDS.org, que se llama Traducción y historicidad del Libro de Abraham. Este artículo fue otro en una serie de artículos de “Temas del Evangelio” intentando tratar los asuntos problemáticos de la Iglesia SUD. Este nuevo artículo admite el hecho, conocido por 46 años, que el texto del Libro de Abraham no corresponde en nada en cuanto a su significado al texto de los fragmentos existentes de los papiros de los cuales José Smith pretendía traducirlo. El nuevo artículo del sitio web LDS.org admite, “Tanto los egiptólogos mormones como los no mormones coinciden en que los caracteres que figuran en los fragmentos no coinciden con la traducción que se presenta en el libro de Abraham.” Sin embargo, algunos mormones aún discuten, contrario a todos los otros egiptólogos, que la viñeta representaba por Facsímil 1 puede haber sido un retrato de Abraham en un altar pagano como afirma el Libro de Abraham.

6.     ¿Puede haber sido que el texto del Libro de Abraham haya estado en algunos de los papiros perdidos?

No. Abraham 1:12 dice explícitamente que la viñeta llamada Facsímil 1 apareció “al comenzar de este registro.” En otras palabras, dice que el dibujo está localizada en el papiro al principio del Libro de Abraham. Esto significa que el texto egipcio que sigue después de la viñeta en el papiro debe ser el Libro de Abraham, pero no es así.

7.     ¿Pudieran haber funcionado los papiros como un tipo de “catalizador” para ayudar a José recibir el Libro de Abraham como revelación?

Como el artículo nuevo de LDS.org explica, según esta teoría, los papiros no contenían el Libro de Abraham pero mas bien, “aceleraron un proceso mediante el cual Dios le dio a José Smith una revelación acerca de la vida de Abraham, aun cuando esa revelación no guardara una relación directa con los caracteres de los papiros.” La teoría no es creíble por la razón sencilla que José Smith era consistente en identificar a los papiros mismos como conteniendo las escrituras de los patriarcas Abraham y José. También José Smith consistentemente describía al Libro de Abraham como una traducción de los papiros (hasta diciendo que había sido escrito por la misma mano de Abraham). Defensores de la “teoría aceleradora-catalizadora” tienen que afirmar que José Smith mismo no sabía lo que realmente tenía por delante, ni lo que realmente estaba haciendo, a pesar de sus afirmaciones claras que estaba ‘traduciendo’ los papiros.  

8.     ¿Podría el Libro de Abraham representar historia auténtica sobre Abraham?

No. El argumento apologético mormón aquí es que si el Libro de Abraham no se derivó del texto de los papiros de José Smith, él aún tenía que haber sido inspirado para escribir el libro porque supuestamente contiene información histórica que José Smith no pudiera haber sabido. Sin embargo, Egiptólogos profesionales fuera de la religión SUD uniformemente desacuerdan con esta afirmación. Por ejemplo, la afirmación del Libro de Abraham que los babilónicos en “Ur de los Caldeos” practicaban la religión egipcia temprano en el tercer milenio A.C. es sin duda no histórica. Las personas de Mesopotamia en ese tiempo sin duda eran politeístas y adoraban a los ídolos, pero su religión pagana tomaba forma diferente a la del Egipcio antiguo.

Según el artículo de LDS.org, “El libro de Abraham coincide con diversos detalles que se encuentran en relatos no bíblicos acerca de Abraham y que circulaban en el mundo antiguo alrededor de la época en la que probablemente se escribieron los papiros.” Hasta el punto que esto sea el caso, no es apoyo para la autenticidad histórica del Libro de Abraham sino más bien crea otro problema. Los papiros fueron escritos como 1,800 años después de Abraham. Ningún historiador piensa que las historias apócrifas sobre Abraham circulando casi dos milenios después de que él viviera tienen credibilidad histórica.

9.     ¿Si José Smith no fue inspirado a producir el Libro de Abraham, de dónde se originó el contenido?

La idea de que Abraham enseñaba la astronomía a los egipcios viene de un conocimiento tradicional y apócrifo sobre Abraham reportado en varios fuentes, incluyendo uno del primer siglo, Josefo, en su obra Antigüedades Judías, a la cual José Smith y sus colegas tenían acceso. En 1835 la colega de José Smith, Oliver Cowdery, citó a Josefo cuando explicó la importancia de los dibujos en uno de los papiros. En una nota al pie de la página, el artículo de LDS.org admite que “Algunos de estos elementos extra-bíblicos estaban disponibles para José Smith por medio de los libros de Jaser y Josefo. José Smith sabía de la existencia de estos libros, pero se desconoce si los utilizó” (Nota 46).

La fuente principal del Libro de Abraham, sin embargo, es la versión del Rey Santiago en inglés de la Biblia (muy parecido a la Reina Valera en español). Abraham 2 es una revisión y expansión de Génesis 11:28-29 y Génesis 12:1-13, escrito de nuevo como un relato de primera-persona de Abraham mismo. Abraham 4-5 es una revisión de Génesis 1-2, escrito de nuevo para decir que “los Dioses” (en vez de un Dios) “organizaron” (en vez de crearon) al mundo. El artículo de LDS.org engaña al lector cuando dice que José Smith usó “el lenguaje de la Biblia del Rey Santiago” porque “Ése era el tipo de expresión de las Escrituras con el que estaban familiarizados los primeros Santos de los Últimos Días.” El hecho es que tres de los cinco capítulos claramente están compuestas usando la versión Reina Valera como la fuente base. Por ejemplo, el Libro de Abraham dice, “Y el Señor me había dicho: Abraham, sal de tu país y de tu parentela y de la casa de tu padre, a una tierra que yo te mostraré.” (Abr. 2:3). Este verso es casi idéntico a Génesis 12:1, excepto por la inserción de la palabras “me había dicho”, para poner el relato en primera persona. El Libro de Abraham también repite errores menores de traducción de la versión Reina Valeria, como “las llanuras de More” (Abr. 2:18; “encino de More,” Gen. 12:6 Reina Valera), cuando la palabra hebrea ēlôn significa “roble” (o quizás un árbol grande y grandioso), no “llanuras” o “encinos”.

10.     ¿Que importancia tiene si el Libro de Abraham no es auténtico?

Tiene mucha importancia. Vamos a tocar algunas de las ramificaciones aquí.

Primero, el Libro de Abraham es prueba de que José Smith no tuvo ningún don sobrenatural de traducción. Esto es un punto crucial, ya que el Mormonismo se fundó en su afirmación de haber traducido el Libro de Mormón “por el don y poder de Dios.” El Libro de Abraham es “pistola humeante” demostrando que las afirmaciones de José de ser un traductor inspirado son fraudulentas.

Segundo, como el Libro de Abraham no es auténtico, no hay razón para aceptar sus enseñanzas doctrinales como inspiradas por Dios. Por lo menos tres grandes errores doctrinales se enseñan en el Libro de Abraham:

  1. Los seres humanos existieron antes de la formación del mundo como “inteligencias” (Abraham 3:22-26).
  2. El mundo fue formado por múltiples “Dioses” (Abraham 4).
  3. El linaje de Ham—significado personas negras—no eran aptos para recibir el sacerdocio porque hubo una maldición sobre ellos (Abraham 1:21-28).

Se debe notar aquí que la Iglesia SUD, en otro de sus recientes artículos en su serie “Temas del Evangelio”, niega que los negros alguna vez estaban bajo una maldición – implícitamente descartando a la enseñanza del Libro de Abraham en este punto.

Tercero, la inhabilidad de los presidentes de la Iglesia SUD, considerados “profetas videntes”, dar respuesta autoritativa a este problema indica su falta de autoridad real.  Desde que los papiros aparecieron no han podido dar explicación oficial, cosa que nos hace dudar de sus afirmaciones de ser profetas. Después de casi la mitad de un siglo desde que los papiros fueron re-descubiertos y traducidos, la Iglesia SUD no está más cerca a una respuesta clara ni oficial a la pregunta, ¿el Libro de Abraham actualmente fue escrito en los papiros egipcios? Ellos no saben. La “única iglesia verdadera y viva sobre la faz de toda la tierra” (D&C 1:30), dirigida por una serie de presidentes, cada uno de ellos siendo “profeta, vidente y revelador” (D&C 21:1), no tienen ni idea de cómo explicar la relación entre el libro y los papiros. El artículo nuevo de LDS.org no fue escrito por Thomas Monson, el presidente SUD actual, ni tampoco fue escrito por unos de los apóstoles de la Iglesia. Como cada artículo sobre temas problemáticos en este reciente serie de Temas del Evangelio, este también es un articulo, sin firma ni atribución, basado, como una declaración al final explica, en “la contribución de eruditos.”

 

Para más artículos en español sobre este tema vea:  El Libro de Abraham

Para un análisis más extensa en inglés, diríjase a nuestra pagina sobre El Libro de Abraham en inglés.