You are here

Nueva luz sobre la primera visión de José Smith

Printer-friendly version

Nueva luz sobre la primera visión de José Smith

Relato Oficial de José Smith de su Primera Visión

José Smith, fundador de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (Iglesia mormona) afirmó tener una visión en donde le apareció Dios el Padre y Jesucristo en forma visible. Relató el siguiente:

Durante el segundo año de nuestra residencia en Manchester, surgió en la región donde vivíamos una agitación extraordinaria sobre el tema de la religión. Empezó entre los metodistas, pero pronto se generalizó entre todas las sectas de la comarca. . . . Unos contendían a favor de la fe metodista, otros a favor de la presbiteriana y otros a favor de la bautista .... eran tan grandes la confusión y contención entre las diferentes denominaciones, que era imposible que una persona ... llegase a una determinación precisa sobre quién tendría razón y quién no .... Por consiguiente, de acuerdo con esta resolución mía de recurrir a Dios, me retiré al bosque para hacer la prueba. Fue en la mañana de un día hermoso y despejado, a principios de la primavera de 1820 .... me arrodillé y empecé a elevar a Dios el deseo de mi corazón .... vi una columna de luz, más brillante que el sol, directamente arriba de mi cabeza .... Al reposar sobre mí la luz, vi en el aire arriba de mí a dos Personajes, cuyo fulgor y gloria no admiten descripción. Uno de ellos me habló, llamándome por mi nombre, y dijo, señalando al otro: Este es mi Hijo Amado: ¡Escúchalo! ... pregunté a los Personajes que estaban en la luz arriba de mí, cuál de todas las sectas era la verdadera, y a cuál debía unirme. Se me contestó que no debía unirme a ninguna, porque todas estaban en error .... Sin embargo, no tardé en descubrir que mi relato había despertado mucho prejuicio en contra de mí entre los profesores [profesantes religiosas o creyentes] de religión, y fue la causa de una fuerte persecución, cada vez mayor; y aunque no era yo sino un muchacho desconocido, apenas entre los catorce y quince años ... los hombres de elevada posición se fijaban en mí lo suficiente para agitar el sentimiento público en mi contra y provocar con ello una encarnizada persecución; y esto fue general entre todas las sectas; todas se unieron para perseguirme.

La Perla de Gran Precio, José Smith — Historia 1:5,8,14-19,22

"Los conflictos y contradicciones traídos a la luz por la evidencia histórica presentada aquí, demuestran que el relato de la Primera Visión, como lo presenta la Iglesia Mormona de hoy día, no es verdad."

La iglesia mormona afirma que la historia de la Primera Visión de José Smith citada arriba es una verdad histórica. Como tal, forma parte fundamental de sus enseñanzas. Se ha dicho que la importancia de este relato es “segunda, solo después de la creencia en la divinidad de Jesús de Nazaret.”1 El presidente mormón, Gordon B. Hinckley, declaró:

Nuestra fortaleza entera se basa en la validez de esa visión. O sucedió o no sucedió; si no ocurrió, quiere decir que esta obra es un fraude; 2

Si existe una posibilidad, aun remota que sea, que este punto central de la historia mormona es una fabricación, ¿cuál Santo de los Últimos Días (SUD) no va a querer saber todos los datos pertinentes? Y si una persona desea investigar la iglesia mormona, ¿no le sería importante entender bien este asunto? Este folleto proporciona evidencia histórica que pone la historia de la Primera Visión de José Smith en una nueva luz. Hay muchos mormones que hoy día siguen inconscientes de detalles históricos significantes que han sido intencionalmente omitidos o suprimidos,3 inclusive los siguientes hechos:

  • De acuerdo con la evidencia histórica, José Smith no pudo haber sido motivado por un despertar religioso en el año 1820 a preguntar cual iglesia era la verdadera. Esto es porque en 1820 no había un gran despertar religioso en la área próxima a Manchester, Nueva York en donde vivía José Smith.
  • Un reavivamiento, así como fue descrito por Smith, sí tomó lugar comenzando en la primavera de 1824. Pero este hecho trastorna seriamente el relato entero de Smith, porque no hay tiempo suficiente entre una Primera Visión en 1824 y la publicación del Libro de Mormón en 1830 para que transcurran todos los eventos descritos en la versión oficial de la Primera Visión.
  • Existen otros relatos de una Primera Visión, anteriores a este, incluyendo uno escrito a mano por el mismo José Smith. Estos no mencionan la apariencia del Padre y del Hijo. Más bien, estos relatos anteriores dicen que un ángel, un espíritu, muchos ángeles, o el Hijo apareció a Smith. La historia en su presente forma, con el Padre y el Hijo, no surgió hasta el año 1838, muchos años después de que José afirmó haber tenido la visión.
  • Los detalles que ahora se conocen acerca del comienzo de la vida de José Smith, contradicen su afirmación de que sufrió persecución en 1820 por haber contado su historia de la Primera Visión. Se sabe que como joven, José participó en las reuniones metodistas, y más tarde en su vida ingresó en una clase de la iglesia metodista. No se registra ninguna persecución de él cuando era joven.

Ningún Reavivamiento en 1820

El vecindario de José Smith no experimentó ningún reavivamiento en 1820 como él describió en el cual “grandes multitudes” se unieron a las iglesias metodistas, bautistas y presbiterianas. De acuerdo con fuentes históricas de aquel tiempo, inclusive informes de las conferencias de iglesias, periódicos, boletines informativos eclesiásticos, registros presbiterianos y entrevistas publicadas, nada ocurrió en 1820-21 que concuerde con la descripción de Smith. No había ganancias significantes en el número de los miembros de iglesias en la área de Palmyra-Manchester4 en el estado de Nueva York durante 1820-21, tal como acompañan grandes reavivamientos religiosos. Por ejemplo, en 1820 la iglesia bautista en Palmyra solo recibió 8 personas nuevas a través de profesión de fe y bautismo, la iglesia presbiteriana añadió 14 miembros, mientras el circuito metodista perdió 6 miembros.5

En su relato de 1838, José Smith dijo que su madre, hermana y dos hermanos llegaron a ser miembros de la iglesia presbiteriana local como resultado del reavivamiento de 1820. Pero esto no concuerda con el testimonio de la madre de José, llamada Lucy, que nos dice que el reavivamiento que la llevó a unirse con la iglesia tomó lugar después de la muerte de su hijo Alvin. Alvin murió el 19 de noviembre de 1823, y después de aquella perdida tan dolorosa, Lucy Smith relata que,

en ese tiempo había un gran reavivamiento religioso y todo el vecindario se emocionó mucho con el asunto, y nosotros entre todos los demás, fuimos apresuradamente a la casa de reuniones para ver si había una palabra de consuelo para nosotros que tal vez aliviara nuestros sobrecargados sentimientos.6

Lucy añade que aunque su esposo solo asistió a las primeras reuniones, él no tuvo ningún inconveniente en que ella o los niños “fuesen o llegasen a ser miembros de la iglesia.” Existe bastante evidencia adicional de que el reavivamiento al cual Lucy se refiere sí ocurrió en la primavera de 1824. Fue reportado en por lo menos una docena de periódicos y boletines religiosos.7 Los registros de las iglesias de aquel tiempo exhiben grandes aumentos en números de miembros a causa de la recepción de los nuevos convertidos. La iglesia bautista recibió 94, la presbiteriana 99, mientras que la obra metodista creció por la cantidad de 208. Ningún reavivamiento atrayendo “grandes multitudes” ocurrió en el área de Palmyra-Manchester en 1820 como José Smith alegó.

De esta evidencia está claro que el reavivamiento que Smith describió no ocurrió en 1820, sino en 1824. Parece que cuando Smith escribió la versión de 1838 de su historia, él movió, arbitrariamente, la fecha del reavivamiento cuatro años para atrás, poniéndolo en el año 1820. Así lo hizo parte de un relato de la Primera Visión que no fue conocida ni por su madre ni sus socios cercanos en aquellos días.8

Algo está mal

¿Causa esta discrepancia de cuatro años grandes problemas para la historia de José Smith? Así parece. Smith detalló una serie de eventos que cubren diez años. Los eventos comienzan con la Primera Visión en 1820 y terminan con la publicación del Libro de Mormón en 1830. Pero si esta serie de eventos no empezó hasta 1824, entonces hay solo seis años en donde meter los diez años de eventos que Smith dijo transcurrió antes de que se imprimiera el Libro de Mormón. Algo está mal.

Considere. Según la historia, tal como aparece en las escrituras mormonas, José Smith dice que en 1823, tres años después de la Primera Visión de 1820, él fue visitado por el ángel Moroni. Según Smith, Moroni le habló acerca de las planchas de oro, pero le dijo que Smith tenía que esperar por cuatro años antes de obtenerlas. En 1827 Smith consigue las planchas de oro y tres años después (1830) publica el Libro de Mormón. Este es el relato oficial de la iglesia mormona. Pero, recuerde que Smith ligó la Primera Visión a un gran avivamiento religioso en el área de Palmyra-Manchester. Como se ha documentado arriba, sabemos ahora que este reavivamiento tomó lugar, no en 1820, sino en 1824. Esto significa que la visita inicial del ángel Moroni, que ocurre tres años después de la Primera Visión, tiene que tener la fecha de 1827. Cuando añadimos a esta fecha los cuatro años adicionales que José tuvo que esperar antes de conseguir las planchas de oro, vemos que no las pudo haber conseguido hasta el año 1831. Pero, para este entonces, ya se había publicado el Libro de Mormón. La secuencia de diez años de eventos que José Smith recuenta simplemente no cabe en el período de tiempo disponible entre 1824 y la publicación del Libro de Mormón en 1830.

¿Cómo es que la historia de los orígenes mormones llegó a ser tan confusa? En parte se debe al hecho de que José Smith mismo contó varias versiones diferentes de su historia.

Una Historia en Cambio Continuo

Cerca de 1832, José Smith comenzó un relato del origen de la iglesia mormona (el único escrito por su propia mano) que es bastante diferente de la versión oficial de la Primera Visión que dictó unos seis años más tarde. Este relato de 1832, llamado por algunos la “historia extraña,” nunca fue completado y por muchos años permaneció inaccesible al público. Se publicó en 1969 y ahora es citada en el sitio web oficial de la iglesia mormona.9 En esta versión Smith se presenta a si mismo como un muchacho quien, entre las edades de 12 a 15 años, era lector dedicado y perspicaz de la Biblia. El dijo que fueron sus estudios de las escrituras lo que lo llevaron a la conclusión de que todas las denominaciones estaban en error. José escribió:

nvestigando las escrituras encontré que la humanidad no venía al Señor, sino más bien habían apostatado de la fe verdadera y viviente y que no había ni sociedad ni denominación que fuera edificada sobre el evangelio de Jesucristo como está escrito en el Nuevo Testamento (Personal Writings [Escritos Personales] pág. 5).

Seis años más tarde Smith dictó su relato “oficial” de la Primera Visión y cambió su historia. Ya no alegaba que su estudio personal le condujo a la conclusión de que todas las iglesias estaban erradas. Más bien, habló de una visión en 1820 donde el Padre y el Hijo le habían dicho que todas las iglesias estaban en error y que “no me afiliara con ninguna de ellas.” (Irónicamente, historiadores mormones han documentado que José Smith sí se afilió a una clase de la iglesia metodista en 1828.10 ) En la versión original José afirma estar asombrado por el anuncio de los visitantes celestiales, pues él añade en paréntesis, “porque en este entonces nunca había entrado en mi corazón que todos estaban en error” (José Smith — Historia, 1:18). Pero esto es una contradicción por parte de Smith, porque apenas unos párrafos anteriores en este mismo relato, Smith había dicho, “Yo frecuentemente me había dicho a mi mismo ...  ¿Quién de todos estos grupos son correctos; o están todos errados a la vez?” La frase contradictoria aparece en el manuscrito original (véase Brigham Young University Studies, citado anteriormente, pág. 290), pero luego fue quitado de ediciones posteriores para así elimnar la contradicción. Luego, in 1980, la frase fue reinsertada en las ediciones de la Perla de Gran Precio en inglés, y fue añadida a la edición en español en 1993.

Contradicciones

Aun sin tomar en cuenta esta contradicción, la versión oficial de 1838 todavía no concuerda con la versión de 1832.

  • En el relato de 1832 José dijo que era su lectura de la Biblia lo que lo conmovió a buscar a Dios, mientras que en la historia de 1838 José dice que fue un reavivamiento en 1820 lo que lo motivó a orar (y ahora sabemos que no hubo tal reavivamiento en ese año).
  • En la versión de 1832 José sólo menciona la aparición de Cristo, mientras que en su relato de 1838 él alega que el Padre al igual que el Hijo se le aparecieron.
  • En el relato de 1832 José dice que ya sabía de ante mano que todas las iglesias estaban en error, pero en su relato de 1838 dice que nunca se le ocurrió la idea de que todas estaban en error hasta que los dos personajes le informaron de este hecho.

Además, ni la madre de José sabía de una visión con el Padre y el Hijo en la Arboleda Sagrada. Ella atribuye el comienzo del mormonismo a que un ángel visitó a José en su dormitorio.11

Otro Relato Más

Hay todavía otra versión de la Primera Visión que fue publicada en 1834-35 en el periódico llamado Messenger and Advocate [Mensajero y Abogado] de los Santos de los Ultimos Días (Vol. 1, págs. 42, 78). Este relato fue escrito, con la ayuda de José Smith, por uno de los líderes de la iglesia SUD llamado Oliver Cowdery. Dice que un reavivamiento en 1823 causó que José, a los 17 años,12 fuera agitado en cuanto a la cuestión de la religión. De acuerdo con Cowdery, José “quiso saber por si mismo de la seguridad y la realidad de la religión pura y santa” (pág. 78). También oró que “si un ser supremo existiera, él quería tener la seguridad de ser aceptado por El” y “una manifestación de alguna manera que sus pecados habían sido perdonados” (Ibíd., 78, 79). De acuerdo con este relato un ángel, (y no una deidad) apareció en su dormitorio para decirle que sus pecados estaban perdonados.

Los conflictos producidos por este relato son numerosos.

  • La fecha del reavivamiento es 1823 en vez de 1820.
  • Si José ya había tenido una visión del Padre y del Hijo en1820 ¿porqué necesitaba orar en 1823 para saber sí existía o no, un ser supremo?
  • Cuando el reavivamiento lo motivó a orar, el personaje que aparece es un ángel, no el Padre y el Hijo
  • El mensaje del ángel es de perdón de sus pecados, en vez de un anuncio de que todas las iglesias estaban en error.

Estos relatos ampliamente diversos provocan preguntas serias acerca de cuanta verdad hay en la historia de la Primera Visión de José Smith. Diferentes personas bien pueden tener puntos de vista diferentes en cuanto al mismo evento, pero cuando la misma persona relata cuentos contradictorios acerca del mismo evento, tenemos razón para cuestionar tanto la persona como el evento.

¿Persecución O Aceptación?

El relato de hoy día de la Primera Visión se enfrenta con problemas en relación a la fecha ya históricamente verificada del reavivamiento en Palmyra, Nueva York. También se encuentra en dificultades con respecto a las historias contadas por José Smith antes de 1838. Pero además de todo esto, la historia oficial de la Primera Visión no concuerda con lo que sabemos de los primeros años de José en Palmyra.

En su versión oficial, José Smith alega que el fue perseguido por todas las iglesias en su área “porque yo continuaba a afirmar que había visto una visión.” Sin embargo, esto es contradicho por una persona asociada con José en esa época. Un joven, llamado Orasmus Turner, era un aprendiz de impresión en el pueblo de Palmyra hasta 1822 y también estaba en “un club juvenil de debates” con José Smith. Él recordó que José “después de captar una chispa del metodismo ... llegó a ser un más o menos buen exhortador en las reuniones nocturnas.”13

Así que, en vez de ser opuesto y perseguido por el pueblo, como Smith alega en su relato de 1838, el joven José fue bienvenido y se le permitió enseñar durante el tiempo de la prédica nocturna. Este punto fue apoyado por un historiador de la universidad de Brigham Young, llamado James B. Allen, quien también era un obispo SUD. El profesor Allen encontró prácticamente nada para apoyar la afirmación de Smith de que contó su historia de la Primera Visión inmediatamente después que ocurrió en 1820. Tampoco pudo encontrar evidencia que José fue perseguido como resultado, o que estaba contando tal historia diez años después. Escribió lo siguiente:

Hay poca, y tal vez ninguna, evidencia, sin embargo, que al llegar l830 José Smith estaba contando su historia públicamente. Al menos, si lo estaba contando, nadie, al parecer, lo consideraba tan importante como para recordarlo en este tiempo, y nadie estaba criticándole por ello. Ni en su propia historia hizo José Smith alguna mención de ser criticado en este período por haber contado la historia de la Primera Visión.14

Conclusión

Por lo tanto, de todas las líneas de evidencia disponibles, la rendición “oficial” de 1838 de la Primera Visión, dada por José Smith, parece ser mito y no historia verdadera.

  • No hubo ningún reavivamiento en la área de Palmyra-Manchester, Nueva York en 1820.
  • Los eventos como los relató José Smith no concuerdan dentro del tiempo entre el reavivamiento de 1824 y la publicación del Libro de Mormón en 1830.
  • José fue bienvenido y no perseguido por los metodistas.
  • En su relato de 1832 José dijo que fue a través de su estudio Bíblico que determinó que todas las iglesias eran apóstatas, mientras que en su relato de 1838 él dijo que “nunca entró en mi corazón pensar que todas estaban erradas”
  • En su versión de 1832, José alegó ver solamente una visión de Cristo, y en su versión de 1835 habló de la visita de un ángel, mientras que en su relato de 1838 indica que el mensaje vino del Padre y del Hijo.
  • Nadie conoció la versión de la Primera Vísión de hoy día hasta después de que José la dictó en 1838, y ninguna fuente publicada la menciona hasta el año 1842. Esto es una fuerte indicación de que fue inventada por José Smith en 1838 (ibíd., págs. 30ff).

Los conflictos y contradicciones traídos a la luz por la evidencia histórica presentada aquí, demuestran que el relato de la Primera Visión, como lo presenta la iglesia mormona de hoy día, no es verdad. Más bien, debe ser considerado como la invención de la mente muy imaginativa de José Smith, ya que los hechos históricos y la propias palabras de Smith lo desacreditan.


Esta obra es presentada con la oración que el lector pueda percibir el engaño y el peligro del mormonismo y no llegar a ser amarrado dentro de ello, y que la gente mormón y sincera, que están desafortunadamente decepcionadas, puedan recuperarse y encontrar el verdadero Camino de la salvación en la Biblia y el Salvador revelado por ella.

"Jesús le dijo: Yo soy el Camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre sino por mi." Juan 14:6

También oramos que el lector sincero, al discernir estas cosas, escudriñará la Palabra de Dios, la Biblia, el único libro cuyo mensaje "te puede hacer sabio para la salvación por la fe que es en Cristo Jesús" (2 Timoteo 3:15).


NOTAS

1.  James B. Allen, profesor de la Universidad de Brigham Young, en "The Significance of Joseph Smith's First Vision in Mormon Thought," Dialogue: A Journal of Mormon Thought, Otoño1966, pág. 29. Cuando escribió este artículo, Allen era un obispo en la iglesia mormona.

2. Presidente mormón Gordon B. Hinckley, discurso dado en la conferencia general, Octubre de 2002 citado en, Liahona, Noviembre de 2002, Pág., 80.

3. Por ejemplo, la revista de la iglesia mormona llamada The Ensign, (abril de 1995), tuvo un artículo de seis páginas sobre la importancia de la Primera Visión. El artículo fue titulado “‘O How Lovely Was the Morning’: Joseph Smith's First Prayer and First Vision’” [“‘O Cuan Bella Era la Mañana’: La Primera Oración y Primera Visión de José Smith’”], pero no dió ninguna indicación de los conflictos serios entre la historia de José Smith de su Primera Vision, y la evidencia histórica.

4. Palmyra y Manchester eran pueblos adyacentes.

5. Membresia en la iglesia metodista cayó de 677 en 1819 a 671 en 1820 y bajando a 622 en 1821. Véase los "Records" ["Registros"] de la Iglesia Presbiteriana del área de Geneva, Presbyterian Historical Society [Sociedad Histórica Presbiteriana], Philadelphia, PA; "Records for the First Baptist Church in Palmyra" [Registros de la Primera Iglesia Bautista en Palmyra], American Baptist Historical Society [Sociedad Histórica Bautista Americana], Rochester, NY; Actas de la Conferencia [Metodista] Anual, circuito de Ontario, 1818-1821, págs. 312, 330, 346, 366.

6. Versión preliminar de "Lucy Smith's History" [La Historia de Lucy Smith], pág. 55, archivos de la Iglesia SUD.

7. Véase, por ejemplo, una carta de George Lane, con fecha del 25 de enero de 1825, en el Methodist Magazine 8:159 [abril 1825], y una nota en un periódico de Palmyra, el Wayne Sentinel 1:3 [15 de septiembre 1824]). El señor Lane escribió que la obra del Señor en Palmyra y su vecindad “comenzó en la primavera, y progresó en moderación hasta el tiempo de la reunión trimestral, que tuvo lugar el 25 y 26 de septiembre” de 1824. El artículo en el Wayne Sentinel dijo: “Una reformación de grandes proporciones ocurre en este pueblo. El amor de Dios ha sido derramado en los corazones de muchos, y el derramamiento del Espíritu parece haberse arraigado fuertemente.”

8. Para más detalles véase: Dialogue: A Journal of Mormon Thought [Diálogo: Una Revista del Pensar Mormón], primavera 1969, págs. 59-100.

9. La versión 1832 de la primera visión de Jose Smith fue publicada en Brigham Young University Studies [Estudios de la Universidad de Brigham Young], edición primavera del 1969, págs. 278ff, y también fue incluido en The Personal Writings of Joseph Smith [Los Escritos Personales de José Smith] (Salt Lake City: Deseret Book, 1984, págs. 14ff. Es citada en el sitio web oficial de la iglesia mormona en inglés pero no citada en la paginas en español. Las contradicciones contenidas en esta versión de la historia no se dan a conocer. http://www.josephsmith.net/portal/site/JosephSmith/

10. Linda King Newell y Valeen Tippetts Avery, Mormon Enigma, Emma Hale Smith, University of Illinois Press, segunda edición, 1994, pág. 25.

11. De acuerdo con la madre de José, el ángel le dijo a José, “no hay ninguna iglesia verdadera en la tierra, no, ni una.” Versión preliminar de “Lucy Smith's History,” pág. 46, Archivos de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

12. En la página 78 Cowdery corrija un error de imprenta con relación a la edad de José. Cuando Cowdery comienza el relato de los orígenes del mormonismo en la página 42 él hace mención del reavivamiento y la edad de José siendo 14 años. En la próxima edición, cuando él continúa su relato en la página 78, él da la fecha del reavivamiento como el 1823 y corrige la edad de José para que sea 17 años de edad.

13. History of the Pioneer Settlement of Phelps and Gorham's Purchase [La Historia del Settlement de Phelps y Gorham’s Purchase], 1851, pág. 214.

14. “The Significance of Joseph Smith’s ‘First Vision’ in Mormon Thought” [La Importancia de ‘la Primera Visión’ de José Smith en el Pensar Mormón], Dialogue: A Journal of Mormon Thought, otoño 1966, pág. 30.